Abr 11 2012

Reunión del Consejo Confederal de UGT

El Gobierno debe comprometerse, y pasar de tomar decisiones erráticas y contradictorias, a buscar consensos a través del diálogo social y político.

Puedes leer más información.

 

Mariano Rajoy responde a los sindicatos.

El presidente del Gobierno, que se resiste a reunirse con los sindicatos, respnde a la carte de UGT y CCOO, en la que ofrecían diálogo y acuerdo para enfrentar la crisis económica, remitiéndoles a la ministra de Empleo.

El lunes 9 de abril, los secretarios generales de UGT y CCOO, Cándido Mëndez e Ignacio Férnandez Toxo, dirigieron una carta al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, en la que le reclamaban la búsquda de consenso social y político para la reactivación económica y la creación de empleo.

Ayer martes, 10 de abril, el presidente contestó a los dirigentes sindicales y tras agradecer "su ofrecimiento para el diálogo y el acuerdo", les remite a la ministra de Empleo y Seguridad Social, "al objeto de tratar las cuestiones que abordan en la carta que han tenido biern dirigirme".

Los sindicatos desmienten que exista diálogo con el Ministerio de Empleo, recuerdan que desde el Gobierno se niega la posibilidad de modificaciones sustanciales en la reforma laboral, y consideran, asimismo, sorprendente la actitud del Sr. Rajoy que remite a las organizaciones sindicales al ámbito de la titular de Empleo y Seguridad Social.

Ante la gravedad de la situación, es necesaria una discusión más amplia, junto a aspectos como la reforma laboral, que él mismo considera como pieza central de la política de Estado, es necesario abordar otros asuntos que afectan y preocupan a las trabajadoras y ciudadanos de este país, como la reorientación de los Presupuestos Generales del Estado y el fortalecimiento, garantía y sostenibilidad de los servicios básicos, como la sanidad y la educación, sobre los que la carta del señor Rajoy no dice nada.

En opinión de UGT y CCOO, el presidente del Gobierno debe aprovechar y liderar la oportunidad para liderar un ambicioso proceso de diálogo social y político capaz de hacer compatible la reducción del déficit con estímulos a la actividad económica, que es lo único que puede generar empleo, "un consenso que se podría aprovechar para rectificar los capítulos esenciales de la reforma laboral en su actual trámite parlamentario, a partir de las correspondientes enmiendad".

Resulta incompatible, concluyen UGT y CCOO, que con una economía en el disparadero, teniendo que salir al paso de las exigencias de las autoridades comunitarias, y del chantaje de los mercados financieros, el presidente Mariano Rajoy, exhiba una conducta errática y renuncie a construir un consenso de país con las fuerzas políticas y sociales, impulsando un escenario de acuerdo y confianza dentro y fuera de España.

Más información

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Abr 11 2012

Los recortes en Sanidad eliminan programas esenciales para la prevención de enfermedades. 

UGT rechaza los recortes efectuados en los Presupuestos Generales del Estado, en el ámbito de la Sanidad, porque se han realizado eliminando programas esenciales para la prevención de enfermedades, promoción de la salud y mantenimiento de la calidad de la asistencia sanitaria que prestan las Comunidades Autónomas y no sobre gastos superfluos como aseguran desde el Gobierno.

El Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad reduce su presupuesto sanitario un 15,01% a costa de las transferencias destinadas a las Comunidades Autónomas dedicadas a programas de mejora de la calidad de la asistencia sanitaria, prevención y promoción de la salud.

A esta cantidad habrá que sumarle los 7.000 millones de euros anunciados tras la reunión del equipo de Gobierno competente en esta materia, lo que supondría un 12% de reducción sobre el presupuesto sanitario de las Comunidad Autónomas.

Este recorte se ha realizado a través de la eliminación de las partidas de las Comunidades Autónomas destinadas a Estrategias de Salud del Sistema Nacional de Salud (16,12 millones de euros), al desarrollo del Plan de Salud Bucodental (12 millones de euros) y Plan de Inversiones para el desarrollo de Sistemas de Información Sanitaria (1,72 millones de euros).

Las partidas presupuestarias destinadas a los programas de prevención y promoción de la salud se han reducido un 95% (de 2,4 millones de euros a 0,12 millones de euros) y las destinadas a programas autonómicos del Plan Nacional sobre el SIDA un 93,8% (de 4,8 millones de euros a 0,3 millones de euros, incluido el presupuesto destinado a enfermedades raras). En esta misma línea, llama la atención que, dentro del presupuesto de la Dirección General de Salud Pública, en la partida destinada a Instituciones sin ánimo de lucro para programas de prevención y control del SIDA, no aparezca ninguna referencia a estos programas. La Agencia de Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición (AESAN), por su parte, también reducirá su presupuesto en un 8,5% (de 17,4 millones de euros a 15,2 millones de euros).

Más información

Abr 09 2012

Los Secretarios Generales de UGT y CCOO, Cándido Méndez e Ignacio Fernández Toxo, respectivamente, han remitido hoy una carta al Presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, en la que reclaman un gran consenso social y político por la reactivación económica y la creación de empleo.

En la misma afirman que ahora, que tanto la reforma laboral como los PGE están en trámite parlamentario, sería una buena ocasión para promover este consenso con el fin de que los posibles acuerdos se trasladasen al Parlamento en forma de enmiendas sobre las dos cuestiones que son objeto de litigio, favoreciendo un clima social necesario para enfrentar la compleja situación de nuestro país. Asimismo, le recuerdan el rechazo mayoritario de los trabajadores y ciudadanos a la reforma laboral, que se expresó en la huelga general del 29 de marzo, y afirman que los Presupuestos Generales del Estado no contribuirán a la necesaria reactivación económica, generarán más desempleo y debilitarán los servicios sociales y, por tanto, nuestra cohesión social.


A continuación os trasladamos el texto de la carta:


Como usted sabe, el pasado 29 de marzo millones de trabajadores y de ciudadanos secundaron la jornada de huelga general y las manifestaciones convocadas para expresar el rechazo a la reforma laboral que promueve el Gobierno que usted preside y exigir la apertura de un verdadero proceso de negociación.


Con independencia de la versión institucional dada a los medios de comunicación, usted es conocedor de que la mayoría de la sociedad española está en contra de esta reforma y que estamos inmersos en un profundo conflicto social.


Al día siguiente fue aprobado por el Consejo de Ministros el proyecto de Presupuestos Generales del Estado, que en nuestra opinión no contribuirán a la necesaria reactivación económica, generarán más desempleo y debilitarán los servicios sociales, y por tanto nuestra cohesión social.
CCOO y UGT somos plenamente conscientes de la gravedad de la situación por la que atraviesa España. La crisis, lejos de entrar en vías de solución, se agrava. Hemos vuelto a entrar en recesión, las estimaciones nos hablan de una caída del crecimiento del 1,7% del PIB, usted mismo ha vaticinado que en este año se pueden destruir 630.000 nuevos empleos y la presión de los mercados financieros se mantiene encareciendo los costes de financiación de nuestra deuda. Sin duda, estamos en una situación crítica que requiere de un esfuerzo como país que comprometa a toda la sociedad española.


En nuestra opinión se hace indispensable un gran consenso social y político por la reactivación económica y la creación de empleo. España necesita reducir el déficit pero, este objetivo ineludible, debe ser compatible con estímulos a la actividad económica, que es lo único que puede generar empleo, con el impulso del cambio en el patrón de crecimiento y con el mantenimiento de las redes de protección social y los servicios públicos que caracterizan nuestro Estado de Bienestar.
Los sindicatos ya hemos dado muestra de nuestro compromiso con la reactivación económica y el empleo, en el acuerdo que el pasado 25 de enero suscribimos con los representantes empresariales. En él acordamos, como le consta, incrementos moderados de los salarios que debían venir acompañados de la correspondiente moderación de los beneficios y de un control efectivo del precio de algunos productos básicos para que nuestros bienes y servicios pudiesen competir en mejores condiciones en el mercado internacional.


Ahora, que tanto la reforma laboral como los PGE están en trámite parlamentario, sería una buena ocasión para promover el consenso social y político al que nos hemos referido. Este marco, a través de una negociación tan sincera como responsable, podría permitir acuerdos entre todos los actores sociales y políticos que luego se trasladasen al parlamento en forma de enmiendas sobre las dos cuestiones que son objeto de litigio favoreciendo el clima social necesario para enfrentar situación tan compleja.


España en las actuales circunstancias, sin que ello suponga menoscabo de la legitimidad otorgada por las urnas, necesita de un gran consenso de país que vaya más allá de la reforma laboral o los PGE 2012, que apueste desde el consenso por la superación de la crisis económica y la reducción sustancial del desempleo; que promueva las reformas necesarias (fiscal y del sistema financiero particularmente) para impulsar el crecimiento y la creación de empleo, en especial el de las personas más jóvenes desde la firme voluntad de sostenimiento del modelo social consustancial con la idea de una democracia avanzada.


Nos dirigimos, nuevamente a usted, con la mayor disposición a sentarnos a negociar y a contribuir con nuestras propuestas y actitud a conseguir el consenso nacional que se requiere para superar situación tan delicada.


Esta misma voluntad se la haremos llegar a las organizaciones empresariales, así como, a las formaciones políticas con representación parlamentaria.


 

Abr 03 2012

Los PGE aprobados por el Gobierno nos encaminan a una mayor espiral de pobreza

Según los datos de los Servicios Públicos de Empleo publicados hoy, este mes se han registrado como desempleadas 38.796 personas más que en febrero, un incremento del 0,8% que deja el número total de parados en 4.750.867 personas. UGT considera que hay que hacer una política económica adecuada para recuperar los niveles de actividad y del empleo, algo que no se alcanzará con unos PGE como los que ha presentado el Gobierno. La disminución de 1.557 millones de euros destinados a las políticas de empleo pone claramente de manifiesto cual es el objetivo de este Gobierno: reducir el déficit público vía recorte de gastos para poder presentarlo ante los socios europeos pero, en ningún caso, la creación de empleo. El sindicato rechaza esta estrategia política y propone centrar los objetivos políticos en la recuperación económica, del empleo y una mayor cohesión social, lo que permitirá también ajustar las cuentas públicas. No se puede crecer a partir de recortes, sin un Estado de Bienestar que proteja y favorezca la cohesión social ni, desde luego, desde el desequilibrio y la desigualdad.

Más información